Mucha gente que aplica la Ley de Atracción comete los errores de aplicación más comunes de enfocar la atención en los resultados y crear demasiadas expectativas. Es un problema pensar que un cambio interno tendrá un efecto exterior immediato que hará cambiar. Hay personas que si ven que no cambia dejan de creer. Eso hace la transformación condicional. La real diferencia es cuando uno cambia por la real convicción de que uno desea cambiar sin importar si el exterior cambia o no. Ahí esta la paradoja. Porque cuando la transformación es incondicional, el entorno cambia inevitablemente.

No dudes: Confía en la Ley de Atracción, pero también en ti y en lo que deseas. Elimina las dudas y cámbialas por afirmaciones reales y positivas.

No te sientes a esperar: Hay una frase que dice “quien espera, desespera”. No dejes que te ocurra eso. Solo con pensar y sentarse a esperar no se consigue nada. Toma acción, pon de tu parte, ten los pensamientos correctos y entonces sí: déjate sorprender por los resultados.

No seas impaciente: Ten paciencia. Si todavía no se manifestó tu deseo, no te des por vencido: aprende a ser paciente. Nada ocurre de la noche a la mañana y, aunque todo llega, antes hay que saber recibirlo.

También te interesa:  ¿Cómo aplicar la ley de la atracción?

No quieras ir demasiado rápido: Si quieres escalar una montaña te tomarás tu tiempo, ¿verdad? Aunque veas la cima, sabes que hay un camino por recorrer antes de llegar a ella… Y es eso lo que ocurre también con la Ley de Atracción y todo lo que deseamos. Por eso es mejor hacer pasos pequeños y seguir avanzando, que intentar correr más de la cuenta y terminar tropezando.

No te desmotives.- Ten motivación constante; es tu mejor aliado para caminar hacia tus metas. Mientras estés motivado no podrás sentirte triste, ni dudar, ni dejar de tomar acción .

No intentes conseguir todo a la vez: Está bien que quieras lograr muchos cambios y desees atraer muchas cosas, pero… ¿son todas igual de importantes? Tener prioridades es en si una prioridad. Define lo que quieres, y después ordena las cosas por orden de importancia; es mejor hacer una cosa al 100% que cinco al 50%. Además, mejor centrar toda tu energía en una sola cosa.

No uses “imposible”:Descarta esa palabra de tu vocabulario. Si pudiste pensarlo y puedes nombrarlo, entonces existe y es posible.

No te quejes: Quejarse es una de las peores acciones que existen, porque no solamente te cambia de frecuencia a gran velocidad, sino que no trae nada positivo. En lugar de quejarte respira hondo, habla para solucionar las cosas, busca maneras de mejorar esa actitud… Pero no te lamentes, no te enojes, y no seas rencoroso ni desagradecido. Si valoras las cosas buenas, si buscas siempre el lado positivo y si agradeces todo lo que tienes o está en camino estarás acercándote mucho más rápido a tu objetivo.

También te interesa:  10 formas de quitarte a alguien tóxico de la cabeza

No a los pensamientos negativos: La vida con optimismo se ve mucho mejor. Pero no solo eso, sino que además da mejores resultados.
No tendrás éxito en tus atracciones mientras sigas la cultura de pensar en negativo. Si te cuesta pensar en positivo de manera constante, lee nuestro artículo para aprender a hacerlo. Como dice un conocido lema: si quieres, puedes.

No te limites: Que tengas una creencia no significa que sea cierta. Así que aprende a desafiarlas (en este artículo te contamos cómo hacerlo) y demuéstrate que en el camino hacia el éxito no hay límites.

No supongas: Si quieres atraer algo, antes debes saber qué es. No supongas que en algún lugar de tu mente está la respuesta: escribe qué quieres lograr y tenlo siempre presente. Es fundamental que para que el universo empiece a moverse sepa hacia dónde debe ir.

No fuerces:No hagas cosas que no quieres hacer o que te hacen sentir mal. Apuesta por hacer lo que amas, y mantener un estado mental y emocional positivo. Si haces cosas sin ganas o por fuerza, gastas energía innecesariamente.

También te interesa:  PRINCIPIO DE VIBRACIÓN

No pienses en el cómo:Si tu ‘trabajo’ es realizar acciones que te acerquen a tu objetivo, el del universo es pensar cómo hacer para que eso llegue a ti. Así que ¡no le quites trabajo! Dedica atención, energía y foco a tus atracciones, pero deja el “cómo” en manos del Universo. Él escogerá la mejor manera de hacértelo llegar.

No pienses en el no: Por último, si piensas más en lo que no deseas que en lo que deseas, eso es lo que obtendrás. Recuerda que somos lo que pensamos, y si piensas en lo que no quieres estás enfocando tus pensamientos y tus resultados en base a eso. En este artículo te contamos cómo acabar con los pensamientos negativos.

Nuestros artículos tratan de aconsejarte y darte a conocer otras vías de salud, pero si aun así te sientes perdido, te aconsejamos que vayas a un medico especializado en tu tema.

14 Comentarios

  1. Gracias x esta y mucha información que me ha servido y ha sido mi guía, no sabía donde encontrarla pero simplemente llegó y no fue casualidad, infinitas gracias por compartir y fuertes abrazos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here