Caer bien
Caer bien

La ley de atracción aplicada al bienestar

La manera como pensamos tiene un efecto sobre nuestro bienestar, según el doctor Ben Johnson, médico y líder en Sanación Energética, el estrés que empieza con un pensamiento negativo puede desencadenar dolores y en algunos casos incluso disfunciónes. La manera como pensamos tiene un efecto sobre nuestra bienestar. Así, aplicando la Ley de atracción en el campo de la bienestar, podemos mejorar nuestro bienestar físico.

Nuestro cerebro emite y recibe ondas igual que un aparato de radio, y dependiendo de la frecuencia que sintonizamos, recibimos cosas positivas o negativas.

La mayoría de personas acercamos las cosas automáticamente. Pensamos que no tenemos ningún control, porque nuestros pensamientos y sentimientos están en modo piloto automático y todo nos llega por defecto. Sin embargo, nuestros pensamientos funcionan como un mecanismo de retroalimentación que nos dicen si estamos en la senda correcta o no. Cuanto mejor te sientas más en consonancia estarás con tu cuerpo.

En todo momento estamos ofreciendo pensamientos que están literalmente formulando la experiencia futura. Así, lo que estas sintiendo es un reflejo de lo que está en proceso por venir. Abriéndote a esto significa que cada pensamiento que hayas tenido en el pasado puede ser cambiado con un cambio de actitud.

También te interesa:  Como Sanar Llagas Emocionales

Es muy importante sentirse bien porque esa es la señal que mandas al Universo.

A continuación te mostramos algunas prácticas que pueden ayudarte a visualizar tu bienestar de manera positiva.

En primer lugar debes ser agradecido. Haz una lista de cosas de las que puedes estar agradecido. Al hacerlo ocupas un espacio mental que antes dedicabas a lo que no tenías y podías concentrarte en tus quejas y lamentos. Ahora has cambiado de dirección hacia pensamientos que te hacen sentir bien. La gratitud es una manera de acercar más vida y por tanto, más bienestar. Valora todo lo que tienes.

Cualquier cosa que pensemos y agradecemos la acercamos. Este es el sentimiento predominante a tener. Al levantarte por la mañana, “da las gracias”.

Enfócate en cosas que ya tienes y agradécelo. Mantén por un tiempo una piedra u objeto de referencia que tu decidas que al verlo frecuentemente te recuerde practicar el agradecimiento.

En segundo lugar visualiza que tu cuerpo se encuentra fuerte y bienestarable, sin dolor. Todo lo que uno visualiza, se materializa.
El cuerpo reacciona a lo que hace la mente. La imagen permanece sobre el resultado final. No tan sólo la imagen, es la sensación y el sentimiento necesarios para crear el poder de atracción. Ese sentimiento, esa visión interior es un portal abierto a través del cual el Universo se expresa. Nuestro trabajo no es saber como ocurrirá. Eso es dominio del Universo. No consideres esto como un trabajo. Es importante sentirse bien durante todo el proceso para poder permanecer en él todo el tiempo y no de vez en cuando, porque si cesa la actitud correcta piensas que no funciona.

También te interesa:  EL PODER SANADOR DEL SOL

La imaginación lo es todo. Cree en ello y piensa que te lo mereces y que es posible. Si tienes unos días muy ocupados en responsabilidades, al menos dedica cada día varios minutos a visualizar y a agradecer lo que ya tienes, y entra en tu vida diaria con la confianza de que el Universo esta enviando respuesta en todo momento.